4 ítems que se deben considerar al contratar una agencia B2B de cobranzas empresariales.

¿Por qué mi empresa debería contratar una agencia de cobranza?
23 Jul, 2020
¿Por qué mi empresa debería contratar una agencia de cobranza? 23 Jul, 2020

Las empresas no siempre cuentan con un departamento de cobranzas interno, capaz de lidiar con clientes difíciles y conseguir rápidos resultados al momento de hacer que salden sus deudas. Mientras mayor es ésta, más imperioso se hace su cobro para no generar baches en el negocio de la empresa.

 

 

¿Por qué mi empresa debería contratar una agencia de cobranza?

 

 

En ocasiones, las evasivas del deudor pueden sobrepasar la capacidad de cobro de nuestra empresa. Por más intentos que realicemos, llegará el punto en que el desgaste de energía, tiempo y recursos será mayor que el beneficio que esperamos obtener (en este caso, el pago). Antes de alcanzar este momento, es fundamental dejar en manos expertas dicha tarea, pues cada día de retraso genera pérdidas.

 

Las agencias de cobranzas son especialistas en tratar con deudores (¡a eso se dedican!), porque su enfoque está en el servicio al cliente. Tienen claro que además de lograr recuperar el dinero, se busca que se genere un buen comportamiento de pago en el tiempo, además de mantener la relación entre cliente / empresa dentro de un margen de armonía y cordialidad. No se busca perder consumidores, sino educarlos en los pagos.

 

 

¿Qué debo considerar al contratar una agencia de cobranza?

 

Siendo todo lo anterior tan importante, no se puede dejar al azar la contratación de este servicio. Por eso, es fundamental elegir una agencia de cobranza que se adecue a nuestras necesidades y las resuelva en forma óptima. Hay cuatro puntos fundamentales que deben ser cubiertos a la hora de elegir una agencia de cobranza. Éstos son:

 

 

1.- La experiencia:

 

Las agencias de cobranza cuentan con estrategias de recaudación que nuestra empresa no posee; sin embargo, hay algunas mejores que otras. Para elegir la que se acomode a nuestro negocio, hay que fijarse en la experiencia que ésta tenga en el rubro. Sí, porque no todos los deudores son iguales y la manera de abordarlos tiene que ser específica. Los resultados son comprobables, así que conviene investigar un poco antes de tomar la decisión.

 

 

2.- Tener en cuenta la cobertura:

 

Muchas agencias de cobranzas poseen tarifas diferenciales dependiendo de la ubicación del deudor. El monto se puede incrementar si éste se encuentra fuera del país y el beneficio de recuperar el dinero ya no sería tan alto. Por ende, la cobertura es un elemento decisivo en la elección de la agencia de cobranza. Aquellas que tienen cobertura nacional e internacional serán óptimas, ya que se paga lo mismo, independiente de dónde esté asentado el moroso.

 

 

3.- Considera la comisión:

 

La mayoría de las agencias de cobranzas trabajan con un sistema de comisión similar: tu empresa deberá pagarles sólo si fueron capaces de recuperar la deuda. Esto lleva a que sean una alternativa poco riesgosa para tener de vuelta nuestro dinero. Las comisiones suelen ir desde el 4% de la deuda hasta más de un 20%. Tomando en cuenta que de otra manera no veríamos dinero alguno, la opción de contratar una agencia de cobranza es muy beneficiosa.

 

 

4.- Softwares y tecnología:

 

El uso de tecnología de punta puede hacer una gran diferencia entre una agencia de cobranza y otra. Los clientes difíciles que se rehúsan a pagar no quieren ser encontrados y el desgaste de nuestra empresa por localizarlos puede ser muy alto. Las buenas agencias de cobranza cuentan con softwares capaces de detectar e identificar a cada deudor, investigando a fondo su historial. Una vez que toda la información necesaria ha sido recopilada, se procede a contactar con el cliente moroso.

 

Como es posible apreciar, son muchas las razones para confiar la problemática de una deuda impaga en manos expertas.


Compartilo en
CyH Asociados © 2022. Hecho en WEARE